Review: Obris Morgan SeaStar

Hace unos cuantos años, unos cuatro o cinco para ponernos en situación adquirí mi primer reloj de micromarca. Este reloj fue el Obris Morgan Explorer, un diver que estaba muy bien realizado y que me abrió los ojos a este tipo de relojes, fue mi primer acercamiento a las micromarcas y desde entonces han venido muchos más. Del Explorer me gustaba todo menos el tamaño que me lo encontraba algo grande en la muñeca, eso y el afán de probar cosas nuevas hizo que tuviera que salir y es de los pocos relojes que he echado de menos.
En buena parte para llenar ese hueco y olvidar a su predecesor ha llegado el nuevo modelo de Obris Morgan, el Seastar. Si queréis saber más de él os invito a quedaros leyendo su revisión que vamos a empezar enumerando sus especificaciones:


El SeaStar fotografíado frontalmente

Características

MARCA Y MODELO: Obris Morgan SeaStar

Movimiento/Calibre: Calibre japonés automático Miyota 9015, a 28800 bph, 24 jewels y 42h de reserva de marcha

Caja: Acero 316L con acabado cepillado. Fondo ciego roscado

Esfera: Negra

Dimensiones:
– Diámetro: 40 mm de diámetro sin corona
– Grosor: 11,2 mm
– Peso: 140 g

Cristal: Zafiro con antirreflejos
Calendario: Sí, a las 3
Sumergible: 200m

Correa/s: Milanesa ajustable mediante eslabones y correa extra de piel e interior de caucho

Presentación: Pelicase y documentación

Accesorios: Herramienta para cambio de brazalete y gamuza

Documentación:
– Garantía: 1 año
– Fecha de la compra: Julio 2019
– Procedencia del reloj: www.obrismorgan.com

PRECIO: 349$ PVP

Desde su primer modelo hasta el Seastar, Obris Morgan se ha ido haciendo un nombre y ganando un respeto entre los aficionados a la relojería por sus relojes bien hechos y con estilo propio, siendo una de las micromarcas más interesantes del mercado. El Seastar es su reinterpretación de un diver de los 60s y les ha quedado el reloj probablemente más bonito de los que han hecho hasta ahora.

Caja

La caja es de acero 316L, está cepillada por completo y hace 40mm de diámetro y unos 11mm de grosor. Parece que cada vez más fabricantes apuestan por medidas contenidas en sus diseños.
Las asas son largas y llevan el Lug2Lug hasta 50mm con lo que gana presencia en la muñeca y hará que difícilmente nos lo veamos pequeño. A su vez son curvadas y ayudan a que se adapte muy bien a la muñeca, un gran detalle es que están agujereadas con lo que se facilita mucho el cambio de correas.
La trasera es roscada, cuenta con una estrella de cinco puntas grabada en ella junto al texto Seastar y Antimagnetic, ya que la caja resiste campos magnéticos de hasta 4800 A/m.
Una seña de identidad del reloj es la doble corona que tiene, ambas roscadas, la de las 3 es de un tamaño algo mayor y su función es la habitual, poner en hora al reloj. Por contra la que está a las 4 es la válvula manual de Helio, a todas luces innecesaria pero que le otorga esa característica propia para destacar.
El bisel de 120 clicks tiene el insert cerámico, buen agarre y accionamiento muy firme sin juego alguno. Y el cristal es de zafiro con antirreflejos.

Calibre

En el interior está el Miyota 9015, un calibre superior a los NH35 de Seiko o a sus hermanos Miyota de la serie 8. No sólo dispone de carga manual y paro de segundero, sino que además late a 28800 bph y es un calibre más fino que los anteriores ayudando a que los relojes no sean tan gruesos. Ojalá más marcas se decidieran a usarlo, así no veríamos relojes de 200m con grosores de 15mm cómo es el caso de uno de los que recientemente ha pasado por mis manos.
Un gran detalle de Obris Morgan es que nos entrega un documento con la exactitud de nuestra unidad, en mi caso viene bastante bien ajustado en unos +4”/día.

Esfera y agujas

El dial en este modelo es negro pero también hay la posibilidad de escogerlo en azul. La parte central cómo decía es negra brillo lisa, pero la zona exterior delimitada por el círculo impreso tiene un sutil cambio, ya que es muy difícil apreciarlo y salvo en contadas excepciones como bajo la luz del día no se nota, y es que tiene acabado rayos de sol y se ven algunos matices en gris o marrón oscuro. Pero lo dicho en el 99% de las ocasiones lo veremos negro.
Los índices son aplicados y los textos impresos. Las agujas son rectas, la horaria es pulida y se ve muy bien sobre el fondo oscuro, la minutera es de color naranja neon de un color más vivo de lo que se ve en su web cómo podréis apreciar en mis imágenes, y la segundera tiene la punta amarilla.
Todos los elementos tienen lumen suizo BGW9 en tono azul, que proporciona buen brillo aunque con el paso de las horas pierde la intensidad inicial.

Correa

La dotación que proporcionan es más que correcta, viene con dos correas. La primera de ellas es de piel y el interior de caucho, al estilo de las Hirsch. Pero con la que creo que gana más el reloj pues acentúa su carácter vintage es con la milanesa, es gruesa y muy cómoda y lleva varios eslabones para ajustarla sin tener que cortarla. El desplegable del cierre es macizo y lleva doble pulsador, cierre de seguridad y 3 puntos de microajuste.

Presentación

En la presentación también se han esmerado, el reloj nos llega en una caja Pelican. Estos maletines tienen múltiples usos y a nivel profesional son muy apreciados porque son estancos al agua y al polvo y protegen lo que hay en el interior contra golpes. Dentro están la correa extra, la documentación, una gamuza y una herramienta para cambiar las correas.

A destacar

· La calidad de acabados
· La dotación que acompaña al reloj
· El calibre
· El tamaño contenido

A mejorar

· El grabado de la milanesa no está en el cierre sino en un eslabón
· La posición de la válvula de Helio y su escasa utilidad

Conclusión

Ya tuve otro Obris Morgan y sabía de lo que eran capaces, así que no os voy a decir que me ha sorprendido para bien el reloj, pero hay que reconocerles el mérito de haber hecho un reloj estupendo, muy bien terminado, con personalidad propia y ese cierto aire vintage.
Normalmente siempre me es fácil sacar al menos tres cosas a mejorar que son las que pongo justo encima de este párrafo pero esta vez me es muy complicado sacarle defectos al reloj.
Si os apetece un reloj de esta marca podéis estar seguros de que no os defraudará, el SeaStar en mi caso ha llegado para quedarse y además por mucho tiempo no me ocurrirá el mismo error que con el anterior Obris Morgan.

Fotos


Visto en detalle


Visto de perfil del lado de las dos coronas


Desde el lado contrario


La trasera con el grabado de la estrella


Una imagen tomada de la web de Obris Morgan de los eslabones de la milanesa, ya que en el mío los retiré todos

Un comentario Agrega el tuyo

  1. En un par de ocasiones he estado tentado de probar la marca. Me han echado para atrás las aduanas, pero es que en cuanto a diseños, materiales y acabados, son muy competitivos.

    Eso por no hablar del calibre, que como dices, es una virguería de rango medio, muy superior a los Seiko NH que todos montan.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.